Buenas por aquí.

Mi portátil es un Inspiron 17R SE y estoy trantando de jugar a PES 2016.

Por lo que he comprobado la configuración de mi equipo cumple sobradamente con los requisitos recomendados para dicho juego. El caso es que, el juego se inicia correctamente y con fluidez absoluta, pero en cuanto pasan cuatro o cinco minutos empiezo a notar tirones y caídas de frames exageradas. Y así sigue hasta que, o bien quito el juego y lo vuelvo a poner, o bien reinicio el portátil.

He comprobado que el juego se ejecuta utilizando la GPU Nvidia 650m y no la Intel que viene integrada. He actualizado y reinstalado todos los drivers correspondientes a las ultimas versiones. He desactivado todas las opciones de antialiasing y otras que puedan suponer una carga extra en el panel de control de Nvidia. He activado la opción de "Máximo rendimiento" tanto en las opciones de energía generales como en las de la tarjeta gráfica. He probado resoluciones más bajas... En definitiva, todo lo que se me ha ocurrido probar o he encontrado buscando información al respecto.

La única "solución" que he encontrado ha sido bajar el nivel de calidad a "medio" en las opciones del juego, lo cual no parece para nada una solución aceptable, dada la pérdida de caldiad muy apreciable.

He leído que, por cómo se comporta el juego, podría ser un problema de calor o de throttling.

Alguno me puede orientar un poco más ?

Un saludo.